jueves, 22 de agosto de 2013

A esperar tu despertar


Quizás quiero amarte por siempre,
y despertar a tu lado todos los días,
contigo no me fatigaría la monotonía,
aquello de esperar tu despertar podría
hacerlo todas los mañanas, te haría
el amor antes de salir de la cama,
derrochando la pasión que produces en mí
durante tu estadía en mis pensamientos,
describiría todos los días nuestros días,
aunque siempre hagamos el amor
al compás del sol saliente, y luego
en la agonía de perderte por un tiempo,
planee una cita para en la noche tenerte,
para tenerte conmigo por siempre,
y enamorarte mientras cuento cada
lucero de tu cuerpo, y descubro las mil
caras de la mítica felicidad, que se esconde
a los ojos de un simple mortal, pero no
de mí, un eterno soñador, un eterno enamorado,
extasiado en tu ser, al que le quiero pertenecer,
al que ya le pertenezco, cautivo de esos labios
que resguardan tan preciosa sonrisa,
y bohemio al momento de besarlos,
seré tan libre cuando despiertes y me pueda
ver en tus ojos, cuando curiosamente detalle
ese aventurero lunar entre tus dedos,
y pueda palpar tu corazón a través de tus miradas,
posteriormente caeríamos dormidos bajo
la seducida mirada alcahueta de la luna,
que se enfrentaría al sol en cada amanecer,
pues todos quisieran ser concurrentes de tal querer,
finalmente bajo las primeras señas de la victoria del
sol, despertaría primero, a esperar tu despertar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario