lunes, 1 de julio de 2013

Sigo aquí, por ti amor.


Dejaría todo, si así fuera feliz,
vagaría sin rumbo fijo,
dejaría hasta lo que no tengo,
y sería un cobarde,
me sometería a la cicuta,
liberando así mis penas,
sacando provecho a tal coraje,
arrancaría de raíz este árbol torcido,
..... los arboles torcidos
también dan frutos,
por eso y más sigo aquí,
brindándome una oportunidad,
buscando esa coincidencia,
que no es más que mi deseo
de ser y hacerte feliz,
dedicaría mi vida a llevarnos ahí,
donde la luz brilla tanto sin encandelillar,
y no se  teme a la penumbra,
donde lo más perturbador sería
el sonido de un grillo en lejanía,
ya que el dolor y la angustia no existirían,
sigo aquí, por ti amor,
por la esperanza que hay en tus besos,
y la ilusión de tus ojos,
no podría marcharme y dejarte atrás,
sería un ingrato,
me daré a este sueño, a cosechar contigo
el fruto de la felicidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario